La paradoja del porcellino

Il porcellino del mercato nuovoDicen que si tocas al porcellino de la fontana del Mercato Nuovo de Florencia, la vuelta a la ciudad está asegurada. Yo así lo hice al mismo tiempo que prometí que si el porcellino no me traía de vuelta, volvería a partirle la cara (metafóricamente, claro: es una estátua de bronce y me podría hacer daño). Mi pregunta es: Si no vuelvo a Florencia como la leyenda promete, tengo que volver igualmente para cumplir mi promesa, pero si cumplo mi promesa de volver para consumar mi venganza la leyenda se habrá cumplido y no tendré que cumplir lo prometido. Entonces ¿qué debo hacer?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s